Publicado el: 18 Mar 2015

Los ganaderos exigen al Gobierno que mire para el campo asturiano

Manifestación ganadera de hoy. Foto Usaga

Manifestación ganadera de hoy. Foto Usaga

EL PRINCIPADO  IMPIDIÓ QUE LOS MANIFESTANTES LLEVARAN GANADO A LA CONCENTRACIÓN FRENTE A LA SEDE DE PRESIDENCIA DEL GOBIERNO 

Varios centenares de ganaderos y campesinos asturianos acudieron esta mañana  a protestar frente a la sede de la Presidencia del Gobierno en Oviedo, aunque no pudieron llevar animales, pues los permisos fueron muy restrictivos. Criticaron la «inoperancia y la incapacidad» del gobierno regional para poner en marcha planes eficaces que rentabilicen las explotaciones. La concentración fue organizada desde la plataforma Asturias Ganadera, con la participación de ocho colectivos y recibieron la solidaridad y el apoyo de grupos políticos de la Junta General, salvo del PSOE. Desde la organización se han denunciado las maniobras desde el Gobierno a través de trabas administrativas para impedir el éxito de la manifestación. Así por ejemplo, se les pedía que se entregaran datos de las reses que iban a llevar quince días antes de la concentración. Hasta entonces nunca se les habían pedido estos permisos. Un portavoz de la Plataforma dijo que no habían llevado animales «ante el temor de las multas, que sobrepasan los 10.000 euros».

Además han denunciado que el mismo día en que se hacía la manifestación se anunciara la Estrategia de competitividad del sector primario y desarrollo del medio rural asturiano, medida que calificaron de electoralista.

Los ganaderos han denunciado la situación generada con la nueva PAC y las políticas desarrolladas desde el Principado al entender que no impulsan el desarrollo rural. En cuanto a la gestión de los pastos hay también temor a que con la nueva PAC se pierda mucha superficie, dado que no se quiere hacer computable el bosque o el matorral y ello implicará una reducción de la cabaña ganadera. Calculan que podrá haber una reducción del 70% en esa superficie. Además, explicaron que se pretende ejercer un control fiscal sobre los alquileres de pastos, a pesar de que muchos son gratuitos, algo a lo que se van a negar los arrendadores. Esta situación está causando un abandono de los pastos asturianos en favor de los de la zona de León más próxima a la cordillera y también de Extremadura. Por otro lado denuncian la falta de relevo generacional en la ganadería, ya que la mayoría de los ganaderos asturianos tienen más de 60 años y les queda poco para jubilarse.

Deje su comentario

Diario digital del Camín Real de la Mesa