Publicado el: 11 Jun 2015

[Obituario de los Valles] Un año sin Faustino García Prados

Faustino García Prados

Faustino García Prados

EL PRÓXIMO DOMINGO A LA UNA, EN LA COLEGIATA DE TEVERGA, SE CELEBRA EL CABO DE AÑO DEL QUE FUERA CONCEJAL Y EMPRESARIO Y UN HOMBRE MUY QUERIDO POR LOS TEVERGANOS 

El próximo domingo día 14 a las 13 horas, tendrá lugar una misa de aniversario en recuerdo de Faustino García Prados en la Colegiata de Teverga, en La Plaza. García Prados murió el 16 de junio de 2014 a los 78 años y era una persona muy conocida y querida en su pueblo. Estudiante del Colegio de La Plaza, fue empleado de las oficinas de Hullasa, empresario de la gasolinera de Teverga y concejal del Ayuntamiento, además de “devoto de la Virgen del Cébrano, esposo y padre ejemplar”, según explica su amigo Telesforo García Muñiz. Su viuda María Luz América dice de él que “era una institución en Teverga y procuró siempre favorecer a los vecinos y amigos”. En su etapa como concejal tampoco tenía enemigos y sus adversarios políticos le respetaban. “Con su elegancia natural y su sonrisa dejó a su paso una estela inigualable. Era una persona sufrida, que jamás expresaba un gesto de enfado, ni en sus peores momentos”, añade su esposa.

Escrito de su esposa María Luz América

Publicamos a continuación unas palabras remitidas a la redacción de La Voz del Trubia por su viuda, María Luz América.

“Hoy los ángeles del cielo están contentos: han recibido a una buena persona. En los comienzos de su enfermedad decía “porqué me pasa esto si yo nunca hice mal a nadie”. Nunca mejor dicho, porque en todo lo que él colaboró, procuró sobre todo favorecer a sus vecinos y amigos. En su pasar por el Ayuntamiento como concejal, hasta sus adversarios políticos tenían con sus hijos palabras de gratitud y alabanza hacia su persona. Con su elegancia natural y su sonrisa dejó a su paso una estela inigualable. Una sufrida persona que jamás a lo largo de su vida, aún pasando momentos difíciles, denotaba ni un gesto siquiera de enfado, llevándolo todo con una tranquilidad, como si todo tuviera que ser o parecer natural. Nunca le oías una queja ni en los momentos difíciles. Lo llevaba todo con tranquilidad y serenidad. Todas las lágrimas derramadas por él esperamos que la Virgen del Cébrano, del cual era su devoto, las convierta en estrellas luminosas que acompañen nuestras noches del alma.

Incluso durante su enfermedad seguía siendo prudente, educado, guardaba sus formas, en fin, potenciaba su forma de ser.

Agradecido hasta incluso durante su enfermedad de todos conocida, se le notaba satisfacción cuando se acercaban a saludarle o hablarle amigos, vecinos y familiares.”

Comentarios:
  1. Maruja no te preocupes por la palabra Institución porque significa formación, organización y asociación y Faustino Gracias a Dios lo fue todo. Un abrazo.

Deje su comentario

Diario digital del Camín Real de la Mesa