Publicado el: 01 Nov 2015

En las entrañas de Somiedo

_DSC1630

Técnicos de EDP inspeccionan las canalizaciones subterráneas

Culminada la inspección de los 30 kilómetros de los canales subterráneos que transportan el agua a las centrales hidroeléctricas

EDP ha realizado la revisión y puesta a punto de todas las canalizaciones de agua que gestiona en Somiedo. El objetivo de esta actuación es garantizar el correcto funcionamiento de los canales, evitando fugas de agua y posibles roturas de los mismos. Esta revisión consiste en inspeccionar cerca de 30 kilómetros de infraestructuras de hormigón y mampostería –subterráneas y a cielo abierto-, que transportan el agua por diferentes puntos del concejo hasta las centrales hidráulicas de la compañía. Los trabajos también se extienden a la canalización existente en Belmonte, en la central hidráulica de Miranda.
La compañía realiza esta revisión general todos los años. La época estival es la más adecuada, dado que es la menos lluviosa y, debido a la orografía de la zona, el acceso a las bocas de entrada de las canalizaciones es más sencillo. Durante el resto del año, EDP también realiza diferentes inspecciones en las infraestructuras para prevenir cualquier anomalía en el funcionamiento de las mismas.
La revisión es minuciosa. Los operarios recorren, metro a metro, cada una de las canalizaciones. Algunas tienen unas dimensiones de dos metros de altura por uno y medio de ancho. Otras apenas llegan a los sesenta centímetros, por lo que es necesario deslizarse por su interior. Los operarios revisan la estructura y realizan la limpieza, saneamiento y reparación de las zonas que lo requieren, con un mortero especial de alta resistencia y rápido fraguado. Además de la revisión interna, también se actúa en el exterior, con labores de desbroce y retirada de raíces y acarreos que pueden dificultar el correcto flujo del agua.
En el concejo de Somiedo hay varias canalizaciones. Una de ellas parte desde las inmediaciones del pueblo de Saliencia y aprovecha el agua que llega, de forma natural, desde los Lagos de Saliencia. El destino de esta canalización es Valle del Lago, a donde también llegan las canalizaciones procedentes del río Sousas y del Lago del Valle. Desde este lago parte una única canalización, conocida como canal general de la Malva, que llega hasta la central hidráulica del mismo nombre.
Una vez pasada la central, siguiendo el curso de los ríos Somiedo y Pigüeña, hay más canalizaciones. Dos hasta la central hidráulica de La Riera, otro par de ellas a continuación, entre esta central y la de Miranda, ya en el concejo de Belmonte, y, finalmente, dos más conectadas a esta última central.
EDP es el principal productor de energía eléctrica de Asturias. Dentro de su parque de generación, posee 11 centrales hidráulicas y tiene, además, el 50% de la central de Salime. En total, las instalaciones hidráulicas suman una potencia bruta de 433 MW. Todas ellas están ubicadas en zonas estratégicas de la geografía asturiana, con un alto componente ambiental y paisajístico: Somiedo (La Malva y La Riera), Aller (San Isidro), Sobrescobio (Tanes), Belmonte de Miranda (Miranda), Proaza (Proaza), Grandas de Salime (Salime), Tineo (La Barca y La Florida), Oviedo y Las Regueras (Priañes), Parres y Onís (Caño) y Laviana (Laviana).
Otro aspecto importante a destacar del parque hidroeléctrico de EDP en Asturias, es que algunos de los edificios de sus centrales, como es el caso de La Malva, Tanes, Miranda, Proaza y Salime, están catalogados y protegidos dentro del Patrimonio Industrial del Principado de Asturias dada su belleza y singularidad arquitectónica.

Deje su comentario

Diario digital del Camín Real de la Mesa