Publicado el: 17 Abr 2016

Babia y Somiedo negocian su frontera, en pugna desde 1788

Comienzan las reuniones entre las dos comisiones que dirimirán los pastos del Puerto

La Peral, cerca del Puerto de Somiedo / Fotos Ventana

La Peral, cerca del Puerto de Somiedo / Fotos Ventana

Babia y Somiedo dirimen desde el pasado jueves el conflicto secular por los pastos del Puerto de Somiedo. El alcalde somedano, Belarmino Fernández, cree que la negociación “va para largo”.

Ni la delimitación de 1788, que pedía León  ni la de 1946, que se aprobó por ambos contendientes en esa fecha, tiene ahora vigor. Por eso el Estado quiere que dos comisiones de Asturias y León, que ya han iniciado sus contactos, lleguen a un acuerdo sobre el pleito entre los mojones 1 al 4, unas 674 hectáreas que, según Belarmino Fernández, alcalde de Somiedo “pertenecen a la Junta Vecinal del Puerto de Somiedo”.

La convocatoria partió del Ministerio de Administraciones Públicas y el Instituto Geográfico Nacional. El pasado día 14 dos comisiones, por la parte asturiana y por la leonesa, compuesta por ayuntamientos y técnicos de la administración regional, tuvieron la primera reunión para consensuar “la frontera”. Algo que, en opinión del alcalde somedano va a ser difícil, por lo que habrá una primera fase administrativa o política y una segunda seugramente que se dilucidará en los tribunales.

El pleito que, desde hace más de doscientos años, ha marcado las relaciones entre el pueblo de Cabrillanes en la Babia leonesa y Somiedo por los pastos de altura de la zona del Puerto, abre otro capítulo más.

Lina Freire, alcaldesa de Cabrillanes continuó la batalla legal iniciada en 2003 por el anterior regidor, Francisco Javier Fernández, para cambiar los límites territoriales con Asturias en favor de León. En Asturias el Principado se personó como acusación particular, mientras que la Junta de Castilla y León no había apoyado a este pueblo que tuvo que pleitear en solitario.

Comentarios:
  1. Amanda Fervienza dice:

    SOMIEDO ES DE ASTURIAS

  2. Sergio Diez Alvarez dice:

    Los que vivimos alli sabemos la verdad,lo malo es demostrarlo.

Deje su comentario

Diario digital del Camín Real de la Mesa