Publicado el: 26 Oct 2016

La fiscalía pide 8 meses de prisión a un belmontino por prender fuego

El acusado contaba con permiso pero hizo las quemas «sin cuidado», lo que provocó un incendio que afectó a más de 5 hectáreas

incendios

Uno de los incendios del año pasado

La Fiscalía del Principado de Asturias solicitará hoy al juez la condena de un acusado de provocar un incendio forestal por imprudencia grave en Belmonte de Miranda.

El Ministerio Fiscal sostiene que, el acusado, en la tarde del día 30 de marzo de 2015, con el objetivo de regenerar la zona para el pasto, realizó diferentes quemas en una parcela de su propiedad en Belmonte de Miranda y, aunque contaba con permiso administrativo para realizar quemas, las realizó estas «contraviniendo tanto el contenido del mismo, como las más elementales normas de cuidado». Denuncian que las hizo sin realizar los obligatorios montones o cordones, «lo que implicó que no respetase las distancias mínimas exigibles de conformidad con el permiso de quema, aplicando fuego a los restos que se encontraban en el límite superior de la finca, pegado a una carretera local en estado de semi-abandono y en la que vegetan tojos, helecho, zarzas y herbáceas». El Ministerio Fiscal añade que tampoco avisó ni a la Guardería del Medio Natural, ni al 112, ni a la Guardia Civil, ni dispuso de elementos para controlar el fuego, tales como manguera o agua disponible. «Todo ello hizo que el fuego se extendiera, sin que el acusado pudiera controlarlo.»

La superficie total afectada por el fuego fue de 5,32 hectáreas, de las que 0,2 lo fueron de arbolado, con abedul, arraclán, tojo, brezo, helecho y herbáceas. La superficie afectada constituye monte. Las llamas afectaron también a varias parcelas de particulares. Para la extinción fueron precisas 12 descargas desde el helicóptero (estuvo en el aire una hora y cuarenta minutos), lo que supuso un coste de 7.264,80 euros. Por parte de Bomberos de Asturias, los gastos derivados de su intervención se valoran en 642,68 euros. La fiscalía no detecta perjuicios medioambientales evaluables económicamente.

                                         Publicidad


Al vecino se le acusa de un delito de incendio forestal «cometido por imprudencia grave» y se solicita para él 8 meses de prisión y 8 meses de multa, a razón de 12 euros día, con la accesoria de inhabilitación especial para el derecho de sufragio pasivo durante el tiempo de la condena, y el pago de las correspondientes indemnizaciones. El fiscal exige pagos al Principado de Asturias de 642,68 euros por los perjuicios medioambientales causados, al Ministerio De Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, 7.264,80 y a los particulares afectados que no hayan renunciado expresamente, con la cantidad que se determine en ejecución de sentencia por los daños ocasionados en sus parcelas.

Deje su comentario

Diario digital del Camín Real de la Mesa