Publicado el: 30 Ene 2017

El Principado rechaza defender a un guardia rural que denunció amenazas

La Consejería deniega la asistencia letrada a un agente que llevó a juicio a un presunto incendiario

La Asociación de Agentes del Medio Natural de Asturias acusa al Gobierno regional de falta de respaldo frente a agresiones y amenazas

Un coche de la guardería quemado en Quirós / Foto Agumnpa

Redacción/Santo Adriano

El Principado de Asturias rechazó ejercer la representación legal de un guardia rural asturiano que llevó a juicio a un presunto incendiario por amenazas, pese a que éstas se produjeron, supuestamente, en el ejercicio de su trabajo de vigilancia del medio natural. Así lo denunció ayer la asociación de agentes del medio natural asturiano Agumnpa, que acusa a la Consejería de Desarrollo Rural de dejarles desprotegidos en su trabajo, a pesar de que desempeñan una labor que en muchas ocasiones lleva aparejada situaciones de riesgo, como se evidenció en el reciente homicidio de dos agentes por parte de un cazador en Lérida.


El agente rural que denunció amenazas tenía fijado un juicio penal para el pasado día 12, y solicitó asistencia letrada al Principado, que le remitió un escrito rechazando su petición, argumentando que dicha prestación no está contemplada en el decreto que regula los servicios jurídicos del Principado.


La asociación de guardias rurales destaca que la naturaleza misma de sus tareas (identificaciones, inspecciones, denuncias, decomisos, etc.) genera situaciones de tensión y puede ser detonante de situaciones de riesgo. «Agumnpa lleva años denunciando ante los responsables de la Administración del Principado las continuas agresiones que sufren los Agentes del Medio Natural y sus medios de trabajo. Así, un coche quemado en Quirós, un lobo que apareció en un vehículo de los Agentes de Arriondas, ruedas pinchadas en Caso, etc. Innumerables amenazas, intentos de agresión y agresiones en el ejercicio de sus funciones sin que la Administración haya hecho nada para garantizar su seguridad», critican. «Además, la Consejería deniega sistemáticamente la asistencia letrada a los agentes que se ven inmersos en un proceso judicial, por haber sufrido agresiones o amenazas en el ejercicio de sus funciones, como ha sucedido hace unos días a un Agente del Medio Natural citado a un juicio por amenazas sufridas en el desarrollo de su actividad profesional. Este no es un caso aislado. Esta falta de asistencia obliga a tener que costearse la asistencia letrada de su propio bolsillo o acudir a sindicatos o asociaciones profesionales para disponer de ella», critican. La asociación de guardias rurales reclama al Principado más «respaldo» y pide que haya «un antes y un después tras la trágica muerte» de los dos agentes tiroteados en Lérida.

Deje su comentario

Diario digital del Camín Real de la Mesa