Publicado el: 30 Ene 2017

La ternera asturiana, entre los sellos de calidad que más facturan del país

La IGP estima en 29,3 millones el valor de la carne certificada, en un sector con 10.000 empleos

En 2016, la producción total creció un 10%, el mayor aumento de ventas desde la creación de la marca

Jesús Casas, María Jesús Álvarez, Sergio Blasco y Elena Cebada, durante la presentación

Redacción/Santo Adriano

Más ganaderías, más cebaderos y más ventas. La marca de calidad Ternera Asturiana ha conseguido colarse entre las cuatro marcas de calidad que más facturan en España, con una producción estimada de 29,3 millones de euros en 2016, y unos 10.000 empleos en el sector. Este es el balance que hizo esta mañana la Indicación Geográfica Protegida «Ternera Asturiana», en una rueda de prensa que contó con la asistencia de la consejera de Desarrollo Rural, María Jesús Álvarez; Jesús Casas, director general de Desarrollo Rural; Sergio Blasco, presidente de IGP Ternera Asturiana, y Elena Cebada, directora gerente.

Y es que la carne de calidad que se cría en Asturias gana peso en el conjunto de España, con un 28 por ciento de la producción vendido fuera de la región, en un  año en el que se registró un crecimiento de ventas de esta marca de calidad del 10 por ciento, una tendencia que se mantiene por segundo año consecutivo, y que también afecta a la producción ecológica, que creció un 6 por ciento. Los responsables destacan que el crecimiento ha sido constante en los 15 años de vida de la marca, que ya cuenta con 5.539 explotaciones ganaderas, con 81.700 madres, y 235 explotaciones nuevas el año pasado, un ejercicio en el que se han abierto 8 cebaderos. La red de comercialización también se ha incrementado, con más mayoristas y carniceros que distribuyen la marca, que certificó en 2016 a 23.414 terneros y 6.650.000 de kilos de carne certificada.


La calidad del producto se ha mantenido, según destacaron hoy los responsables de la IGP, con actividades de control e inspección, impulsadas por el Consejo Regulador, que realizó 1.500 inspecciones a los inscritos, desde ganaderos a carniceros, pasando por mayoristas y salas de despiece.

«Todo ello es posible gracias a los profesionales inscritos en la marca, empezando por los ganaderos que apostaron por las razas bovinas de Asturias y que día a día ponen su empeño para que nuestras razas sean, por calidad y número, las más exitosas de España. A este positivo balance también se unen los profesionales de los mataderos, carniceros, distribuidores, mayoristas y puntos de venta, cuyo compromiso con la calidad de la marca se quiere agradecer desde la I.G.P Ternera Asturiana una vez más», señalan los responsables.

La consejera de Desarrollo Rural, María Jesús Álvarez, valoró por su parte el “inmenso trabajo” que hay detrás de esta producción, destacando que los datos de la positiva evolución de la IGP “son elocuentes”, un éxito, ha dicho, que “no es una casualidad sino que se debe al trabajo bien hecho de muchos profesionales, como los ganaderos que apostaron por las razas asturianas, los mataderos, las carnicerías, los distribuidores o los mayoristas”. A su juicio, los datos de esta IGP “demuestran que apostar por lo nuestro, como dice el eslogan de la marca, por nuestras razas, por nuestras formas de producción, y hacerlo con criterios de profesionalidad, sirve para generar actividad económica, rentas y empleo en el medio rural».

«El cachopo perfecto»

La IGP destacó además las actividades de promoción que desplegó durante el año pasado para dar a conocer el producto dentro y fuera de Asturias, con especial énfasis en la colaboración que mantienen con el cocinero Sergio Rama, que a través del Canal Cocina acercó a la audiencia los parajes donde se cría el ganado y presentó recetas sencillas y saludables. El anuncio «El cachopo perfecto» se convirtió en el más viral de la publicidad asturiana, con un alcance de 3.000.000 de personas, que han compartido esta receta 20.000 veces.

Para este año, la IGP se plantea el reto de dar el salto a Europa y aumentar también las ventas en el territorio nacional. Tiene en preparación un Plan Integral de vacuno asturiano, que presentará próximamente, y en el segundo semestre comenzará a certificar la nueva Marca de Garantía Vacuno Mayor Asturiano, un sello de calidad de añojos, novillas, vacas, cebones, toros y bueyes del Principado de Asturias, de las principales razas autóctonas existentes, Asturiana de los Valles y Asturiana de la Montaña.

Además, durante este ejercicio tramitarán ante la Consejería un cambio en las normas de certificación de ternera, para poder reducir a cuatro meses el periodo mínimo de amamantamiento, ahora fijado en cinco, «adaptando así la norma a la práctica ganadera tradicional». La marca “Ternera Asturiana” corresponde exclusivamente a animales de las razas de vacuno asturianas, entre los 6 y 18 meses de edad, nacidos, criados y sacrificados en Asturias.

Deje su comentario

Diario digital del Camín Real de la Mesa