Publicado el: 09 Mar 2017

Desarticulada la banda que asaltaba casas en la comarca

La Guardia Civil ha detenido a nueve personas, en Asturias, Galicia, Castilla y León y Cantabria, a los que se les achaca la ola de robos en viviendas de Trubia, la zona de Grado y Las Regueras

Los arrestados en Asturias, de origen albanés, han ingresado en prisión sin fianza a petición de la Fiscalía

Uno de los detenidos en la operación

Redacción/Grado

La Guardia Civil ha logrado desarticular a la banda que desde hace unos meses actuaba en la comarca, y que había sembrado el temor en la zona de Trubia, donde asaltaron en un fin de semana dos casas en la Riera y otra en El Escamplero, en Las Regueras. En total, han sido detenidas nueve personas como supuestos autores de más de 100 robos cometidos en la zona centro y occidental del Principado de Asturias, Galicia, Castilla y León y Cantabria. Tres de ellos han ingresado en prisión comunicada y sin fianza. Durantela operación, denominada Sueco-Argoma, los agentes realizaron varios registros domiciliarios en los que incautaron diverso material informático, joyas, dinero en metálico y una pistola «además de otros objetos procedentes de hechos delictivos».

La operación comenzó el pasado mes de octubre, ante el aumento en el entorno de Oviedo y la zona occidental de Asturias de robos con fuerza en el interior de viviendas unifamiliares o adosadas, «donde  el objeto del delito lo constituyen principalmente joyas y dinero en metálico, aprovechando el momento en que sus moradores se encuentran fuera del domicilio al atardecer y siempre antes de media noche», el mismo operativo que se identificó, por ejemplo, en La Riera (Trubia), donde los ladrones esperaron al anochecer para entrar en las viviendas. La Fiscalía, que informó a favor del ingreso en prisión de al menos dos de los detenidos, de origen albanés, destaca que al menos en un caso, en Trubia, los ladrones actuaron con los propietarios en el interior de la vivienda, encerrándoles en una habitación.

Efectos intervenidos en los registros

«De las investigaciones y gestiones realizadas, la Guardia Civil pudo comprobar que se trataba de un grupo criminal bien organizado y muy meticuloso, tanto en sus desplazamientos en vehículos como en los realizados a pié, también realizaban muchos kilómetros desde la vivienda en alquiler donde residían en Oviedo hasta las zonas donde cometían los robos, además de lo anterior adoptaban otras medidas de seguridad tendentes a evitar su vinculación en el lugar y momento de los robos», señala el comunicado de la Guardia Civil, que destaca que los detenidos «utilizaban identidades falsas tanto para la identificación personal como para adquisición de  propiedades, vehículos, teléfonos, etc., proporcionados por otros miembros del grupo criminal. Los vehículos utilizados para cometer los robos los compraban siempre de segunda mano y eran cambiados habitualmente, también empleaban vehículos de alquiler, como medida de seguridad y siempre a nombre de terceras personas o identidades falsas. Las joyas y el dinero obtenido de los robos eran sacados de Asturias rápidamente con destino a las provincias de Burgos y Madrid, donde otros miembros del grupo criminal se encargaban de su gestión», detalla la Guardia Civil. Dentro del Operativo de la Operación Sueco Argoma, han intervenido las Comandancias de Oviedo (con el equipo Roca, con sede en Grado), Gijón, Burgos y Madrid, contándose con apoyo del Grupo de Apoyo Técnico Operativo y  el del GRS de León.

Los detenidos están acusados de robo con fuerza, pertenencia a Organización Criminal, tenencia ilícita de armas, falsificación documental, usurpación de estado civil, delitos de receptación y resistencia y desobediencia grave a agentes de la autoridad.

A raíz de las detenciones la Guardia Civil ha realizado cuatro registros domiciliarios previo mandamiento judicial de entrada y registro: dos en Alcalá de Henares, uno en Oviedo y otro en Burgos.

En el  registro realizado en Oviedo fue necesaria el más conflictivo, y rquirió la intervención del M.E.I (Módulo Especial de Intervención) del GRS de León y la Unidad de Seguridad Ciudadana de la Comandancia de Oviedo «debido a la sospecha que los investigadores tenían sobre la violencia y resistencia que podrían ofrecer  al ser detenidos. En este domicilio se intervino una pistola».

En total, fueron intervenidos cuatro vehículos de alta gama, más de 17.000€ en metálico, numerosas joyas (entre las que se encuentran 30 relojes de alta gama), cuatro desconectores de alarma, ocho walkis, 35 teléfonos móviles, 30 tarjetas SIM, una pistola y munición, numerosa documentación con identidades falsas, entre otros efectos. La investigación no se encuentra cerrada en su totalidad, dado que se comienza con el estudio de todos los efectos intervenidos en los distintos registros domiciliarios, con el objeto de poder relacionar de forma fehaciente con los hechos cometidos.

Las diligencias fueron instruidas por la Guardia Civil de Oviedo, y son puestas a disposición del Juzgado número 2 de Oviedo, quien decretó la entrada en prisión de  3 de los principales detenidos.

El Ministerio Fiscal solicitó el ingreso en prisión de los detenidos dada la gravedad de los hechos y lo elevado de las penas a las que podrían ser condenados en el caso de demostrarse su participación en ellos. Además, se consideró la existencia de riesgo de fuga, ya que ambos son de nacionalidad albanesa y sin arraigo en España, y de riesgo de reiteración delictiva, al haber indicios sólidos y fundados de que pudieran seguir atentando contra el patrimonio e incluso con riesgo para la integridad de las personas. Uno de los robos presuntamente cometidos por los detenidos, en Trubia, se llevó a cabo con sus moradores en el interior de la vivienda, que fueron encerrados en una habitación. También se contempló la posibilidad de que pudieran ocultar, alterar o destruir medios de prueba de no adoptarse la medida privativa. El auto de prisión provisional no es firme y contra él cabe recurso, señala la Fiscalía del Principado de Asturias.

Deje su comentario

Diario digital del Camín Real de la Mesa