Publicado el: 19 Mar 2017

Un pitu de caleya para restaurar el Espíritu Santo de Proaza

Los residentes, que ya arreglaron el retablo, han abierto una cuenta y rifan un pollo casero para recuperar la capilla

Capilla del Espíritu Santo

Redacción/Grado

La capilla del Espíritu Santo en Traslavilla (Proaza) está siendo poco a poco restaurada por sus vecinos. Para ello han abierto una cuenta en el banco con el fin de recoger donativos (se recibieron ya unos mil euros). Además el Ayuntamiento ha aportado materiales (la capilla es de propiedad municipal) y se están vendiendo papeletas al precio de dos euros para rifar un pitu caleya. Este pequeño pero muy venerado templo celebra misa una vez al año, el día del Espíritu Santo, todos los martes después de la Pascua de Pentecostés, coincidiendo con el Martes de Campo de Oviedo. El año pasado ya habían arreglado el retablo restaurado por la parroquia. La pintura estaba guardada en la casa de una vecina y presentaba muy malas condiciones.  El origen sobre este templo es incierto y, aunque parece que no es una construcción muy antigua la estudiosa local Loli Gallego es de la opinión de que esta capilla está reconstruida sobre otra anterior, “ya que si fuera del siglo XX, como se cree que es, la ventana no sería de saetera, ni habría tapiado una posible puerta lateral. Da La impresión que puede ser su reparación del siglo XVIII.” Añade la historiadora proacina que aunque el pequeño edificio está empotrado dentro de un terreno privado, “es posible que al reconstruirla los propietarios dejaran aumentarla cediendo el terreno, ya que los Señores de La Madrid eran muy espléndidos a la cesión de terrenos para uso público, ahí tenemos el ejemplo del solar de las antiguas escuelas”. No obstante, y sin que se conozca la fecha de su edificación, lo cierto es que la misa del Espíritu Santo es tradicional “y desde tiempo inmemorial se viene diciendo la misa”, explica Gallego El Ayuntamiento abordó en el año 2005 la reparación de la parte externa, el tejado y el cabildo, al ser un edificio de su propiedad.

Deje su comentario

Diario digital del Camín Real de la Mesa