Publicado el: 23 Ago 2017

Los jabalíes acampan en un maizal de 17 hectáreas de dos ganaderos de Salas

Los afectados aseguran que una manada lleva dos semanas causando destrozos en su finca, “lo denunciamos y nadie se puso en contacto con nosotros para sacarlos de allí”

COAG estima una pérdida de 60.000 kilos de maíz por hectárea, y solicita, con otras centrales, una reunión de urgencia con el nuevo viceconsejero de Medio Ambiente

El maizal, dañado

Redacción/Grado

Dos ganaderos de Salas que tienen una plantación de maíz forrajero en Soto del Barco, la zona de Pramas, El Calear, próxima a la desembocadura del río Nalón, de 17 hectáreas de superficie, temen perder la totalidad de la cocsecha, después de que una manada de jabalíes acampara en su propiedad, según denuncian. La situación se prolonga desde el pasado 11 de agosto, cuando comenzaron a notar los daños y la presencia de los suidos. “Han pasado casi dos semanas y seguimos igual, nadie se ha puesto en contacto con nosotros para realizar alguna actuación de emergencia y sacar a los jabalíes de la finca”, declaran los propietarios. “Vamos a perder toda la cosecha y tendremos que realizar un fuerte desembolso para reponer ésta pérdida si es que podemos”, aseguran, a través de un comunicado difundido por COAG, cuya secretaria general, Mercedes Cruzado, acusa de pasividad al Principado. “La situación ha llegado a un punto de insostenibilidad sin precedentes, se sabe con claridad que especies como el jabalí están totalmente fuera de control y que no se pongan de inmediato soluciones es una vergüenza. La situación de estos ganaderos es una ruina: costes de siembra, costes de semilla, costes de abonado…. horas de trabajo tiradas por la borda y la compensación, si llega, no dará ni para reponer la mitad de la cosecha, con el precio de mercado y la pertinaz sequía”. COAG-Asturias, y otras centrales agrarias, solicitaron una reunión con el nuevo viceconsejero de Medio Ambiente, Benigno Fernández Fano, “para exigirle la adopción de medidas con carácter extraordinario y de máxima urgencia ante la gravísima situación a la que se están enfrentando los ganaderos, tanto con los jabalíes como con los lobos y los osos”.

 

 

Deje su comentario

Diario digital del Camín Real de la Mesa