Publicado el: 20 Mar 2018

La Senda del Oso, cortada hacia Quirós con la Semana Santa al lado

Malestar entre empresarios turísticos de la zona al no haberse limpiado los argayos que impiden el paso al ramal de Bárzana desde Caranga

Argayo que corta la senda en el ramal hacia Quirós

F. R. G. / Quirós

Apenas unos días antes de que arranquen las vacaciones de Semana Santa la Senda del Oso en su ramal a Quirós sigue intransitable. Dos argayos importantes con árboles cruzados impiden el paso desde Caranga de Arriba. La situación ha generado malestar entre los empresarios turísticos de la zona, ya que el Principado y concretamente el Parque Natural de Ubiñas La Mesa había quedado en limpiarlo antes de las fiestas, algo que no ha ocurrido. El alcalde de Quirós, Ovidio Sánchez, ya ha avisado en varias ocasiones del problema y le prometieron que se solucionaría antes de estas fechas, aunque el tiempo se acaba y cunde cierto nerviosismo dado que la Senda del Oso es una de las principales fuentes de ingresos para los Valles del Trubia. El director del parque natural, Jaime Gordo dice que se van a limpiar y que «está hecha la propuesta de adjudicación a una empresa. Sinceramente espero que sea esta semana cuando se solucionen los trámites administrativos».

La Senda del Oso, principal infraestructura turística de los Valles del Trubia no aguanta un invierno duro. Nevó y llovió mucho en febrero, algo que es habitual en estas fechas. Sin embargo la Senda del Oso quedó muy dañada en numerosos tramos, en donde se produjeron argayos, destrozos y caídas de árboles, piedras y ramas. Y el problema es que todo ello se produce a escasas semanas del arranque de la temporada turística, la Semana Santa.
Aunque el Principado, gracias a la insistencia de los alcaldes de Proaza, Teverga y Quirós, los concejos más perjudicados, indicaba que solucionaría los problemas antes de Semana Santa, lo cierto es que tan solo se ha despejado el acceso a Teverga, mientars que Quirós sigue cortado.

Los daños han puesto en evidencia nuevamente que esta senda requiere una mayor inversión y mantenimiento, como han reclamado insistentemente tanto los ayuntamientos como los comerciantes y hosteleros de la zona. Hasta ahora se ha ido parcheando, echando un poco de asfalto, arreglando alguna barandilla, desbrozando orillas, etc. Esta claro que para Semana Santa ya no hay tiempo a hacer obras mayores, pero al menos lo que se ha pedido es que se dejen provisionalmente despejados los pasos y luego, posteriormente, se acometan obras de mayor envergadura.

Cada vez que llueve de manera intensa se producen nuevos argayos, caídas de rocas y árboles, incidencias que pueden acometer con sus medios los ayuntamientos. El problema es cuando hay destrozos de mayor envergadura, como el desprendimiento que se produjo en Las Ventas (Proaza), en el ramal hacia Teverga y poco antes de llegar al centro de transferencia de Cogersa. Prácticamente se derrumbó el camino y la escollera. El comercio local puso el grito en el cielo ante la cercanía de la Semana Santa y varias idas y venidas de Ramón Fernández, alcalde de Proaza y de María Amor Álvarez, de Teverga a los despachos de la consejería de Infraestructuras dieron resultado.

.

 

Deje su comentario

Diario digital del Camín Real de la Mesa