Publicado el: 07 Ago 2018

Luis Laria difunde en Salas los peligros del plástico en el medio ambiente

El presidente del Cepesma explica que los humanos consumimos ya al año 10 gramos de estos materiales por su incorporación a la cadena trófica

Luis Laria en la charla de Salas

Ana P. Feito / Salas

Luis Laria presidente de Cespesma (coordinadora para el Estudio y Protección de las Especies Marinas ) y director del Parque de la Vida ofreció recientemente en Salas una conferencia enmarcada dentro de la nueva campaña lanzada por la coordinadora La Bolsa o la Vida que nace con el interés de concienciar y divulgar los daños que causa la contaminación por plástico en el medio ambiente, en los mares y también en nuestra salud, ya que, según afirma Laria, una persona consume cerca de 10 gramos anuales de plástico a través de la cadena trófica al alimentarse los peces y microorganismos de plástico. Añadió que algo de uso tan común como la sal ya contiene también restos de plástico. Una vez más Luis Laria recuerda que esta campaña y conferencia está a disposición de todos los ayuntamientos, centros escolares o asociaciones, allí donde sean requeridos irán a intentar acercar uno de los graves problemas que sufre el planeta .

Comentarios:
  1. José Ramón dice:

    En el Pleno de abril de este año, los concejales no adscritos, presentamos una propuesta para que desde el Ayuntamiento de Grado se desarrollase un programa periódico de recogida selectiva de residuos plásticos ganaderos en las instalaciones del concejo.

    Todos los grupos apoyaron la iniciativa y votaron a favor excepto la formación política de Izquierda Unida, que al ostentar el gobierno municipal, sería la encargada de organizar y poner a disposición de los agro-ganaderos este servicio.

    La iniciativa está motivada por que en la Ley de Residuos y Suelos Contaminados (LEY 22/2011), se establece que los productores de residuos (cualquier persona física o jurídica cuya actividad produzca residuos: productor inicial de residuos) tiene la obligación de asegurar la gestión adecuada de los mismos.

    En el caso del sector, son los ganaderos y agricultores quienes tienen la responsabilidad de su gestión.

    Los residuos agrarios han de ser gestionados de forma semejante a los procedentes de otras actividades económicas, esto significa que, excepto casos puntuales, estos residuos no deben eliminarse junto a los residuos domésticos; además queda prohibido su abandono, vertido y eliminación incontrolada, incluida la quema.

    Por lo tanto, se está obligado a entregarlos a un gestor de residuos para su valorización o eliminación y no cumplirlo conlleva fuertes sanciones.

    Evitar los problemas ambientales asociados a estos residuos que provocan un deterioro progresivo del entorno y un importante impacto paisajístico que afecta a todos los moscones, al tiempo que se proporciona a agricultores y ganaderos una solución práctica, desarrollando actuaciones en el medio rural que sirven para fijar y asentar población en las parroquias de Grado, no es prioridad para el equipo de Izquierda Unida.

    Izquierda Unida, apoyando nuestra moción, tenía una magnífica oportunidad para sumarse a la estrategia de Reducir, Reutilizar y Reciclar, que busca reorientar el comportamiento de todos los ciudadanos con vista a mejorar el medio ambiente.

    No reconocer la utilidad de este servicio con el que se garantiza la correcta gestión de este tipo de residuos, evitando la proliferación de puntos de vertido en el municipio o la incineración incontrolada, lo que a su vez limita la emisión de gases de efecto invernadero y permite tras el reciclado la fabricación de nuevos productos plásticos es ceguera política, salvo que para Izquierda Unida, a la hora de tomar decisiones en Grado, pese más el hecho de que la propuesta haya partido de un grupo de la oposición que los beneficios que aporta a los ciudadanos, privándolos así, de manera mezquina, de una correcta gestión medioambiental.

    La encargada de rechazar nuestra propuesta, en nombre de Izquierda Unida, fue la Concejal a la vez que Diputada en la Junta General del Principado de Asturias, que lamento decirlo, ya nos tiene acostumbrados a defender una cosa desde Grado y la contraria, con su voto, en Oviedo.

    Estoy seguro que en la Junta General no se atrevería a rechazar esta propuesta, en Grado, su pueblo, lo ha hecho.

Deje su comentario

Diario digital del Camín Real de la Mesa