Publicado el: 30 Nov 2019

Menos trabas burocráticas y apoyo de la Administración, claves para salvar los teitos

El alcalde de Somiedo, Belarmino Fernández Fervienza, descarta que a corto plazo puedan admitirse usos no tradicionales en las cabañas, en la jornada impulsada por Teito Natural Roof

Una de las mesas de debate sobre los teitos, con Ricardo Suárez, Mino Fernández y Luis Fernando Alonso/ Manuel Galán

Manuel Galán/Somiedo

El futuro de los teitos de Somiedo fue el centro de la jornada organizada hoy en Pola por la asociación Teito Natural Roof, que quiso así pulsar distintas perspectivas sobre las alternativas para salvaguardar un patrimonio único y muy amenazado. Una de las peticiones de propietarios y ganaderos es la posibilidad de que se amplíen los usos permitidos en de las cabañas, como residencias de fin de semana, una opción que impulsaría su rehabilitación. Para el alcalde de Somiedo, Belarmino Fernández Fervienza, los teitos se pueden arreglar, con su coste económico, pero «no es posible, al menos de momento, cambiar el uso», ya que es un patrimonio etnográfico sujeto a limitaciones similares a las que rigen sobre los hórreos.

El director del Parque Natural de Somiedo, Luis Fernando Alonso, destacó por su parte la «necesidad de ser realistas» y priorizar las cabañas que se pueden mantener y recuperar porque la conservación de todas es muy complicado. El director del parque somedano señaló que el impulso debe partir de la sociedad civil, propietarios y asociaciones como la organizadora de las jornadas, y defendió que el papel de la Administración es «acompañar».

El diputado socialista y ex director general de Administración Local, Ricardo Suárez, se centró durante su intervención en las dificultades burocráticas que han encontrado los propietarios para acceder a las ayudas, donde se les exigen la justificación de gastos de difícil o imposible presentación, como el material, de las cubiertas, que se recoge de la vegetación del entorno. Suárez reclamó «soluciones imaginativas para las justificaciones de subvenciones para intentar superar las dificultades actuales, en las que se piden facturas de escoba, por ejemplo, imposible de justificar» y propuso otros baremos, como el metro cuadrado y el coste laboral, y sin necesidad de facturas para evitar las trabas administrativas. El presidente de la asociación organizadora, Alfonso Menéndez, coincidió en que es necesario buscar un baremo, aunque considera que el la superficie no sería el más idóneo.
La jornada, organizada con el patrocinio de DOP Sidra Natural, contó con la presencia de expertos, vecinos y representantes políticos, entre ellos el PP, con la diputada regional Cristina Vega y la concejala Josefina Álvarez entre los asistentes.

Deje su comentario

Diario digital del Camín Real de la Mesa