Publicado el: 13 Dic 2019

Una nueva inundación indigna a los vecinos de Silviella

Los propietarios de fincas ribereñas sufren constantes crecidas del Pigüeña, que aseguran que se podrían evitar si la Confederación les permitiera limpiar las orillas y reconstruir algunas murias

Finca inundada en Silviella, en Belmonte de Miranda

Redacción / Grado 

Belmonte de Miranda es hoy por la mañana el único concejo con problemas por la crecida de los ríos. Según los datos en tiempo real que facilita la Confederación Hidrográfica del Cantábrico, el Narcea está en nivel de seguimiento, y el Pigüeña, en prealerta. Es precisamente éste río el que ha vuelto a desbordarse en las fincas ribereñas de Silviella, una situación recurrente que indigna a los afectados, ya que aseguran que se podría evitar limpiando las orillas y reconstruyendo algunas murias.  Sin embargo se encuentran con un escollo: la Confederación Hidrográfica se lo impide. Las últimas lluvias han anegado sus fincas y han perjudicado la actividad ganadera, como ya ocurrió el pasado mes de noviembre.

Deje su comentario

Diario digital del Camín Real de la Mesa