Publicado el: 28 Abr 2020

Ahora sí

Rodri FORTUNY

Hostelero

Desde estas líneas me gustaría dirigirme a todos los vecinos de Asturias y en especial a los del Bajo Nalón y concejos limítrofes y a los políticos regionales y locales. Desde mi experiencia desde hace 33 años con un pequeño negocio de hostelería en la familia me atrevo a hacer una propuesta de las medidas que se deberían adoptar cuando termine el estado de alarma y podamos reabrir nuestros negocios:

1. Limitar el aforo de los establecimientos a un tercio de su capacidad permitiendo la distancia de seguridad entre personas y pequeños grupos.

2. Disminuir el número de mesas en comedor, bar y terraza a la mitad. De esta forma se podría asegurar el distanciamiento mínimo entre ambas.

3. Ampliación en la medida de lo posible del espacio/terreno público para la ocupación del mismo con mesas de terraza, salvaguardando, claro está, las distancias mínimas que las autoridades establezcan para hacer frente al COVID-19, y facilitando, de esta manera, la atención a personas con movilidad reducida.

4. Todo el personal, tanto de sala, como de cocina, deberá cumplir escrupulosamente todas y cada una de las medidas anteriores a la pandemia y las actuales frente al COVD-19 .

5. Reforzar la desinfección de las zonas comunes con la limpieza, como mínimo cada dos horas, de estas áreas con agua y lejía.

6. Reforzar los dispositivos de higiene, para el personal mediante la utilización de geles hidroalcohólicos y guantes de forma periódica.

También desde estas líneas me gustaría hacer un llamamiento a la unidad de todos los asturianos en estos momentos difíciles que estamos viviendo y los que tendremos que vivir después de el estado de alarma.

Al fin de todo esto espero que todos sigamos unidos y pensando un poco más en todo lo que tenemos en esta maravillosa región, playas, montes, gastronomía y sobre todo mi pueblo, San Esteban, y sus paisanos ¡Salud para todos!

Deje su comentario

Diario digital del Camín Real de la Mesa