Publicado el: 15 Oct 2016

Fina Menéndez: «Pura delicadeza poética»

La artista moscona con orígenes en Banduxu inaugura con éxito su exposición fotográfica en Oviedo

finaBeatriz Álvarez / Oviedo

Ayer viernes a las 20.30 en el espacio Decero Creativo en Oviedo, la artista moscona, Fina Menéndez inaguró, arropada por familia y amigos, su primera exposición. Bajo el título «Fin de las certidumbres» la fotógrafa presenta en la muestra una pequeña parte de su obra. Fina Menéndez lleva años detrás del objetivo por lo que su trabajo tiene un amplio recorrido si bien no es hasta este momento y de la mano de Marta Fermín que se muestra en público. Marta Fermín, directora de Decero Creativo y compañera de estudios de Fina en la Escuela de Arte de Oviedo, comentaba ayer a este medio que cuando conoció este trabajo no dudó ni un momento en apostar por él «es una exposición muy cuidada tanto por Fina como por nosotros. Sus fotos son pura delicadeza poética». Y es que la obra que permanecerá expuesta hasta el próximo día 2 de noviembre y que tiene como hilo conductor los escenarios naturales de la niñez de la autora y la niebla que los llena invadiéndolos tantas veces es pura poesía. Y es esa poesía la que inspira vida y obra de la artista. No hay angustia vital en la niebla de Fina, sus fotos son luz y color, la luz de la niebla y el color de nuestros bosques y prados. La foto de la carretera de Bandujo tomada por la niebla y enmarcada por los árboles del bosque que tantas veces ejercen de guías cuando conduce entre niebla es un símbolo mismo de vida. Para Menéndez la niebla es una metáfora de la vida, pues nunca sabes que hay detrás, pero para quien observa sus fotos la niebla de esta autora es promesa de cielos azules asturianos, aquellos que vienen cuando el sol por fin vence a la niebla y ésta huye del valle. La luz propia de Fina Menéndez está impresa en sus fotos. Ayer agradecía a Pablo Freije de Senda Color su ayuda inestimable en el resultado final: la presentación de las fotografías. Decero está en Martinez Vigil en Oviedo.

Deje su comentario

Diario digital del Camín Real de la Mesa