Publicado el: 03 Ene 2019

Santo Adriano y Yernes y Tameza resisten el desplome de población

Candamo baja de los 2.000 habitantes, por lo que perderá dos concejales en las próximas elecciones

Plaza del Ayuntamiento de Grado

Redacción/Grado

Asturias lidera, junto a Extremadura, y sólo por detrás de Castilla y León, el desplome demográfico en España, según los datos oficiales del padrón de habitantes da 1 de enero, hecho público ayer por el Instituto Nacional de Estadística. La comarca del Camín Real de la Mesa no es ajena a esta tendencia, salvo en dos municipios, Santo Adriano y Yernes y Tameza. El primero está entre los seis pequeños concejos asturianos que crecen, y además es el que más vecinos ha obtenido el último año en la región, diez habitantes nuevos. Un récord que le sitúa en 288 vecinos, con un crecimiento del 3,60 por ciento. Junto a él, Yernes y tameza, que se mantiene exactamente con la misma cifra de población del año anterior, 140 residentes.

En el otro extremo está Grado, que aunque en términos relativos (en porcentaje) no es el que más pierde de la comarca (baja un 1,41 por ciento), se ha dejado en 2018 un total de 141 habitantes, lo que le hace ingresar en el ranking de los cien municipios españoles que más vecinos han perdido en términos absolutos. En Asturias, ese ránking lo encabeza Avilés, con 799 habitantes menos en un año, el octavo municipio de España que más se desploma.

En el Camín Real llama también la atención la situación de Candamo, que perdió 43 habitantes en 2018, un 2,12 por ciento y bajó de la barrera de los 2.000 vecinos. Este descenso afectará a la composición de la Corporación municipal en las próximas elecciones, ya que el Pleno pasará de estar compuesto por 11 concejales a tener una representación de nueve ediles.

En términos porcentuales, es decir, la reducción de población en relación al total de los vecinos, el que más baja en la comarca del Camín Real es Teverga, con un descenso del 2,98 por ciento, que en términos absolutos es de 50 vecinos menos que en 2017. Detrás va Proaza, con una reducción del 2,25 por ciento, 17 residentes menos. Quirós pierde un vecino más (18), pero al tener más población en términos relativos la caída es menor, de un 1,49 por ciento. Somiedo baja el mismo porcentaje (1,49%), con 17 vecinos menos. Salas se deja 60 residentes (-1,09%), y Belmonte, 32 (-2,06%).

Entre los que resisten, aunque sufren un pequeño desgaste, están Las Regueras, con nueve vecinos menos, un 0,48 por ciento de descenso, e Illas, que pierde cinco residentes, un 0,40.

Fuente: INE

Comentarios:
  1. borja dice:

    el problema es que tanto los datos de santo adriano como de proaza no son reales , por que muchos vecinos estan empadronados pero viven en oviedo
    es mas santo adriano tiene un muerto viviente si como lo oyen una persona que se empadrono y se marcho a italia donde hace algunos años fallecio pero me entere que segia empadronado en santo adriano desconoco si a dia de hoy eso ya se soluciono ya que esta persona tenia doble nacionalidad

Deje su comentario

Diario digital del Camín Real de la Mesa