Publicado el: 31 Mar 2021

Las obras de La Cobertoria finalizarán en tres semanas, con una inversión de 160.000 euros

El viceconsejero de Infraestructuras, Jorge García, y la directora general, Esther Díaz, visitaron hoy los trabajos, contratados de urgencia por el aumento del deslizamiento en la ladera

 

Los representantes regionales, junto al alcalde quirosano, durante la visita a las obras

Redacción/Grado

Las obras de reparación de la zona de argayos de La Cobertoria, en la carretera AS-230 que une Quirós con Lena, avanzan a buen ritmo, y finalizarán en unas tres semanas, según estima el Principado, que ha contratado las obras por vía de urgencia, con una inversión de 160.000 euros. Los trabajos consisten en la construcción de un gran talud que sostendrá la ladera que estaba ocasionando constantes problemas en la vía, y se había convertido en uno de los ‘puntos negros’ de las comunicaciones del concejo quirosano. El viceconsejero de Infraestructuras, Movilidad y Territorio, Jorge García, y la directora general de Infraestructuras Viarias y Portuarias, Esther Díaz, han visitado los trabajos adjudicados a la empresa Trabajos Salense, con un plazo de 90 días, que se centran en la reparación de una escollera en el kilómetro 5.2 de la citada vía, en el término municipal de Quirós.

Durante la visita al concejo, la directora ha explicado que a pesar de que se trata de una actuación que estaba previsto licitar este año, el Gobierno de Asturias actuó de emergencia debido a que el deslizamiento de la escollera aumentó en exceso con motivo de las intensas precipitaciones de enero, hasta ocupar un carril de la carretera.

Las obras tienen como principal objetivo construir una escollera de contención de 5 metros de altura y 2,25 de ancho. El talud de la ladera a contener que queda por encima de la escollera se tumbará, llevándolo hasta el borde del camino existente. Con esta intervención se da acceso a las fincas que quedan por debajo del camino, a las que el hundimiento de la ladera no permite actualmente acceder.

Para recoger las aguas de escorrentía que se vierten desde el camino a la ladera, se construirá un lecho drenante ubicado en la zona alta de la actuación, justo en la entrada del agua a la ladera. La recogida de las aguas de escorrentía de la ladera se completará con la formación de 96 metros de zanjas drenantes que recogerán todo el agua, que será evacuado mediante 25 metros de bajante de hormigón hacia una nueva cuneta de hormigón.

La actuación incluye la reposición del firme afectado a lo largo de todo el tramo. Además, se pintarán las marcas viales, se repondrán los servicios afectados y se integrará la ladera en el entorno con una capa de tierra vegetal compactada e hidrosiembra.

La obra se suma a los 50.000 euros que Infraestructuras invirtió el año pasado en reparar el pavimento en varios tramos de esta misma carretera y a otras inversiones ejecutadas recientemente en el concejo, como las reparaciones llevadas a cabo en las carreteras AS-229, Caranga-Bárzana de Quirós, y en la QU-8, Carretera de La Fábrica. Además, este año la Consejería ha proyectado actuaciones significativas para una mejora integral de las carreteras QU-4, Santa Marina-Llindes, y QU-6, que da acceso a la localidad de Bermiego.

Deje su comentario

Diario Comarcal Independiente